Capítulo 4

Parte 1, Parte 2, Parte 3, Parte 4, Parte 5, Parte 6, Parte 7, Parte 8, Parte 9, Parte 10, Parte 11, Parte 12, Parte 13, Parte 14, Parte 15, Parte 16,

Kamachi_Crossover_234-235

1

Informe de Análisis de Inteligencia Estratégica 13990.

Con referencia a las tres armas biológicas creadas por Loki.

No se encontró respuesta. Análisis incompleto incluido.

Escrito por el Dios de la Luz Baldr.

 

(Nota)

Clasificación: “Congelado” Nivel 4 —Autoridad para rechazar la solicitud de acceso incluido. Estrictamente administrado.

 

¿Exactamente qué es Hel?

Ella es una de los tres hijos de Loki y Angrboða. Está profetizado que Fenrir comerá a Odín y Jörmungandr está profetizado crecer muy grande y aplastar la tierra, pero nadie sabe lo que Hel hará.

Y porque no lo sabemos, ella es vista como peligrosa.

Odín la selló en las profundidades de Niflheim y ahí es donde ganó su posición como reina del inframundo.

Pero viendo a esta historia racionalmente revela muchos puntos extraños.

Primero que nada, la mitología Nórdica es una sociedad de combate gobernada por un dios de la guerra.

Cualquiera que a uno no le agradara, cualquiera que fuera peligroso y cualquiera entrometiéndose en el crecimiento de uno o en su camino sería asesinado. No hay razón para perdonar a un enemigo. Esa es la cultura y religión de nuestro mundo. La más famosa forma de juicio es por medio del combate. El que tenga razón ganará el favor del dios de la guerra y seguramente ganará. En otras palabras, el victorioso se puede llamar a sí mismo así. La fuerza lo dice todo en esta sociedad por la religión y el dios en la base de todo.

En ese caso, ¿por qué él necesitaría que viviera Hel?

Si Odín le temía, simplemente no la habría encarcelado en su el inframundo. ¿No la respuesta normal habría sido asesinarla tan pronto había nacido?

No hay respuesta a esa pregunta.

Pero si tengo una suposición.

Odín no tiene un corazón lo bastante comprensible para haberse compadecido de su joven enemiga y dejarle las cosas fáciles, por lo que tal vez en realidad él no la dejó vivir.

En otras palabras, no era que él no la mató; él no podía matarla.

Esa línea de pensamiento apoya una teoría extremadamente interesante.

Ahora, ¿exactamente qué es Hel?

Ella es la reina que gobierna sobre Niflheim, ella es la diosa de la muerte que administra las almas de los muertos, y ella tiene uno de los gatillos para el Ragnarök porque ella es la que le ordena a Níðhöggr que muerda las raíces de Yggdrasil para que el árbol se marchite y los nueve mundos sean destruidos.

Y además de estos aterradores hechos, ella también posee otra notable característica:

Hel se le ha dado autoridad de gobernar los nueve mundos.

Para simplificarlo, esa es la misma autoridad que la de Odín y nadie sabe por qué. Una teoría dice que Odín le dio autoridad porque él se compadeció de ella después de injustamente desterrarla al inframundo, pero como se mencionó previamente, es altamente sospechoso que ese dios de la guerra tenga un corazón bastante comprensivo para eso.

Ahora, déjame suponer una teoría atrevida.

Una diosa de la muerte que administra las almas de los muertos podría sonar aterrador, pero Odín en realidad posee exactamente el mismo poder. Él reúne las almas humanas que vienen de Asgard y los usa para formar el ejército de Einherjar.

¿Qué diferencia tiene de Hel quien gobierna el inframundo y crea un ejército de las almas de los muertos?

Y como se dijo previamente, ella tiene la autoridad de gobernar los nueve mundos “por alguna razón”.

Así que…

¿No quiere decir esto que Hel es idéntica a Odín? ¿No quiere decir esto que ella es la segunda diosa principal?

Si lo es, ella tiene el poder y el rol necesario para ser una amenaza para Odín como lo son Fenrir y Jörmungandr. Y sin embargo, no importa si Hel es mala en sí o no. De hecho, mientras mejor persona sea ella, menos tendrá Odín para poder quedar de pie.

Sólo un dios principal es necesario.

Y las personas sólo querrán alabar al dios más amable y poderoso que puedan.

Si hubiera dos candidatos para el dios principal, un ambiente festivo llenaría los nueve mundos y una elección general comenzaría. Si tienen exactamente el mismo poder, entonces el más popular de los dos terminará en el trono.

Ahora, es hora de una pregunta fundamental.

¿Es Odín muy deseado como dios?

Él es un dios ladino que le teme a las profecías, frecuentemente se prepara para el Ragnarök, y todo el que no lo ayude a ganar esa pelea es tachado como un pecador y desterrado a Niflheim.

Mientras tanto, Hel fue encerrada en el inframundo debido a los miedos y ansiedades del otro dios. Ella conserva la pureza de la nieve recién caída y todavía puede crecer para ser una buena o mala persona.

El actual dios principal sólo tiene la posición porque él es el único que puede hacer el trabajo.

Pero si alguien más pudiera tener el mismo poder bajo las mismas condiciones, ¿a cuál aceptarían las personas como el dios principal?

Es por eso que Odín no mató a Hel. Ella tiene el exacto mismo poder que él, por lo que terminaría en un empate si pelearan. Él no se podía permitir hacer esos tontos errores. Y si él realmente trató de matarla, los instintos de supervivencia de Hel habrían despertado el poder dentro de ella. Esa sería la señal para el comienzo del fin de Odín. Él no podía dejar que hubiera dos dioses principales con el exacto mismo poder.

Y por lo tanto él selló a Hel en Niflheim.

De esa manera, su “papel” sería sobrescrito con el tonto título de “reina del inframundo” y ella olvidaría su poder como diosa principal.

¿Pero cuánto tiempo duraría eso?

Odín está al tanto del problema, pero él no puede reflexionar de sus propias acciones y él sólo puede sentirse a salvo y seguro al oprimir a otros. Él está indudablemente caminando hacia adelante a pesar de ya haber ingerido las semillas de la destrucción eterna.

 

(Nota)

☼Este documento está lejos de ser auténtico de la mitología Nórdica y negativamente influenciaría muchas tradiciones culturales, por lo que Odín personalmente lo congeló. Para descongelarlo o verlo, permisos Nivel 4 o mayores son requeridos. Además, esté al tanto de que los nombres de quien lo vean o incluso la misma petición para verlo serán automáticamente enviados a Odín.

2

Ya no había ninguna razón para dudar.

Kamijou y los demás corrieron hacía el masivo vórtice negro y se zambulleron dentro.

No sabían qué clase de efectos tendría, pero si estaba basado en la mitología Nórdica y por lo tanto construido de un poder supernatural…

—Puedo negarlo.

Kamijou ondeó su brazo derecho mientras hablaba.

Él en sí no podía negar el árbol. Se regeneraría sin importar qué tanto de él destruyera. Y aun así, él podía brevemente dispersar la parte alrededor de su grupo.

—¡Podemos hacer esto! ¡¡El poder de Hel no es completamente desesperanzador!!

—Hah. Y tenemos a la Princesa de nuestro lado. Nos encontramos con uno de los soldados de Hel antes, pero ese robot no era nada contra los cañones del Baby Magnum. ¡¡Nada nos detendrá ahora!!

Sí, tenían el poder de fuego del Baby Magnum de su lado.

Por el momento, sólo el Dragón Negro Níðhöggr había sido capaz de soportar sus ataques. La mayoría de las fuerzas de Hel podían ser destruidas con un Object de primera generación y la confusión de ser repentinamente lanzada a este mundo Nórdico ha contribuido a su problema en la pelea contra Níðhöggr. Tendrían la ventaja ahora que estaban al tanto de las cosas.

Esa sensación de seguridad podría haberlos ayudado a dirigirse al vórtice sin dudar.

De paso…

—Espera… ¿Qué es eso?

Mikoto frunció el ceño mientras corría.

Ella era una esper Nivel 5 que controlaba la electricidad. Ella podía usarlo como un ataque simple, pero ella también podría usar el magnetismo y ondas electromagnéticas para escanear sus alrededores.

Es por eso que fue la primera en notarlo.

Una enorme forma se estaba acercando a ellos más allá de la pantalla negra.

—Tienes que estar bromeando, —gruñó Quenser mientras se detenía.

Los demás se detuvieron también. Se sentía más como una montaña gigante que un enemigo. Nada podía ser descrito mejor como “bloqueando el camino”.

Era de más de cincuenta metros de alto.

Su cuerpo principal esférico podía soportar un ataque directo de un arma nuclear y su superficie estaba completamente cubierta con más de cien cañones. Algunos eran cañones de plasma de baja estabilidad, algunos eran cañones de rayos laser, algunos eran cañones de riel y algunos otros eran cañones de rayos de disparos rápidos.

Usaba un dispositivo colchón de aire de propulsión en forma de cruz y tenía peldaños en forma de motosierra para propulsión auxiliar.

Un enorme cañón parecido a un puente de metal estaba adjunto a cada lado de su base en forma de cruz.

Eran ametralladoras Gatling de disparos rápidos al juntar en cada lado cinco cañones. A corto o mediano rango, ese dios de la muerte en el campo de batalla podía proporcionar bastantes cañonazos abrumadores para unilateralmente desgastar el Object enemigo.

Kamijou Touma no sabía su nombre.

Tampoco Index.

Pero Quenser sí y exprimiendo las palabras dijo como si tuviera problemas para respirar.

—¿No es ese un Information Alliance Object de segunda generación? ¿¡No es ese el Rush de Oh Ho Ho!?

 

Hel estaba en el centro del vórtice negro o árbol negro.

Ella ya había descartado su título de “reina del inframundo” y regresó a ser simplemente “Hel”. Ella estaba al tanto de que Kamijou y los demás se estaban acercando y de lo que estaban diciendo.

La negrura furiosamente alrededor de ella era una enfermedad comiéndola y sin embargo también se había convertido en una parte de ella.

Era sus dedos, sus ojos y sus oídos.

Por lo que ella había notado las personas tratando de salvarla.

Por lo que ella se había desesperado.

(¿Por qué?)

Ellos estaban tratando de salvarla. Vieron la oscuridad arremolinándose como maldad y estaban tratando de sacarla de ahí.

Pero sacarla de ahí significaría que no podría salvar a las personas declaradas como pecadores. Significaría que salvar a ella sola, forzaría el pecado de vuelta a los pecadores, desterrándolos de nuevo a Niflheim y comenzar su tortura eterna de nuevo.

(¿Por qué no pueden mostrar esta bondad con todos los demás?)

Kamijou Touma y los demás tal vez no se habían dado cuenta de cómo funcionaba.

No podrían saber que rescatarla significaría sufrimiento para muchos más. Podrían no saber qué tan cruda y repulsiva eran las técnicas de tortura escondidas tras esas palabras.

Pero ya no importaba.

Hel había decidido salvarlos…salvar a todos los humanos.

Había decidido cargar con todo eso ella sola y convertirse en otra gran diosa.

Por lo que…

—¡¡Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!

Gritó en desesperación.

Llamó a la oscuridad girando alrededor de ella y sé que se ha convertido en parte de ella.

Los nueve mundos de la cultura Nórdica eran apoyados por las ramas y raíces del árbol del mundo, pero Loki había torcido esas ramas en direcciones imposibles y las estiró a lugares completamente extraños de donde Kamijou, Quenser y los demás habían venido.

Lo que hizo Hel podía haber sido similar.

Sin embargo, ella no usó a Yggdrasil.

Alguien que lo viera podría verlo como un huracán enorme. Otros podrían verlo como un árbol negro.

En otras palabras, esta segunda diosa principal ha creado un nuevo sistema con un nuevo árbol.

Es por eso que se decía que tenía el mismo poder que Odín y el por qué el dios con un parche en el ojo la selló junto con el verdadero horror que le daba a él.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@Heavy_Object.“Rush”.

 

En algún lugar en el mundo, una gran masa brotó como niebla.

Era un arma colosal de guerra que exterminaba sus enemigos con gran fuerza de fuego en vez de los métodos más pacíficos de la era nuclear. Después del colapso de las Naciones Unidas, algunos diferentes poderes del mundo habían aumentado. Uno de esos era Information Alliance y su segunda generación de Object era una cristalización de su tecnología militar.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@La_Zahiki_Warashi_de_la_Villa_Intelectual.“Hishigami_Mai”.

 

El árbol negro guío una nueva forma de algún lado.

Era la agente independiente quien había establecido a una Youkai artificial conocida como Shikigami como su enemiga hipotética y modificó completamente su cuerpo hasta que pudiera matar a los Youkai que no les afectaba los ataques físicos.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@Killer_Queen_y_Deep_End.“Shizuna_de_Electrocución”.

 

De algún otro lado, alguien era levantada como burbujas creciendo en un pantano.

Ella era una criminal peligrosa quien libremente masacró personas como un desastre natural incluso después de ser designada como una asesina prohibida. Ella había llegado a las profundidades de la locura con su obsesión con la preservación de cadáveres y colectaba los cadáveres que ella creaba con una pistola paralizante modificada para que así no se derramara nada de sangre.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@Una_Simple_Encuesta.“Chica_de_Blanco”.

 

Un torrente blanco que parecía amenazar en destruir el árbol negro en sí.

Era la administradora que reunía toda la Absurdez. Esta existencia abrumadora había sido conectada a Prometeo quien le dio el fuego al hombre y a los Banshee que se dice que predice las muertes de las personas. Una cierta organización inhumana incluso la veía como la Piedra Filosofal.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@Un_Cierto_Índice_Mágico.“Accelerator”.

 

Y el factor decisivo fue liberado.

Era el Nivel 5 #1 de Academy City. Su poder lo dejaba libremente transformar el impulso, calor, electricidad o cualquier otro vector. Él incluso mostró signos de haber pisado más allá del reino de la ciencia y el reino de la magia.

 

—¡¡Gaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhh!! ¡¡Aaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!

Hel tenía la autoridad de gobernar sobre los nueve mundos y por lo tanto, en todo el mundo. Ella había creado un nuevo árbol negro, enviando sus ramas y raíces sin contenerse, convocó gran violencia de otros mundos y continuó gritando. Ella gritó y gritó como diciendo que esto no era suficiente y que no iba a dejarlo terminar ahí.

La violencia a la que dio a luz esparció destrucción devastadora en el lugar del lamento de los infantes.

Los monstruos no dudaron en dirigirse hacia Kamijou y los demás.

Sin ninguna duda, esta catástrofe continuaría hasta que ella fuera realmente salvada.

Pero todos se habían dado cuenta de algo: este era el grito de la chica conocida como Hel.

3

La hermana mayor Brynhildr

La segunda hermana Gerhilde.

La tercera hermana Ortlinde.

La quinta hermana Schwertleite.

La sexta hermana Helmwige.

La séptima hermana Siegrune.

La octava hermana Grimgerde.

La novena Hermana Rossweisse.

Cuando Waltraute, la cuarta hermana, fue incluida, las nueve de ellas formaron, al estilo Wagner, las hermanas Valquirias.

Ellas descenderían al mundo humano de Midgard, reunirían las almas de los guerreros más poderosos y sabios hechiceros, y llevarlos al mundo celestial de Asgard para unirse al ejército de los dioses Einherjar. Ahí, las almas serían bienvenidos con entrenamiento de combate (usualmente en forma de peleas a muerte), comida y bebida mientras se preparaban para la batalla final del Ragnarök.

Pero uno estaría equivocado al asumir que ellas confiaban en las almas de los guerreros para pelear.

Las Valquirias en sí eran más que suficientes para aplastar a los enemigos de los dioses.

La relación podría ser similar a ese enorme barco de guerra o portaaviones con sus buques de escolta y aviones.

Ahora mismo, la voz de Heimdallr, el administrador de la pista arcoíris llamada Bifröst, llegó a sus oídos.

—La excitación de las catapultas de despegué de la uno a la siete está completa. ¡Pueden alcanzar velocidad crítica en cualquier momento!

—Entendido. Nos iremos en orden, fórmense y exterminen a Hel antes de que pueda causar más caos.

Mientras Brynhildr daba una respuesta tipo de negocios, Rossweisse dijo un comentario exasperado en su armadura excesivamente gruesa.

—De cualquier manera, ¿por qué Bifröst sólo tiene siete colores? Si tuviera suficientes para las nueve hermanas, podríamos todas al mismo tiempo sin ningún tiempo de demora.

—Atrasarnos es para balancear nuestro poder. Si parece como si otra fuerza pudiera derrotarlo, Odín cambiará las reglas. Así es cómo funciona el mundo.

Ignorando la explicación de Brynhildr, Gerhilde dijo un comentario dudoso desde otro lado.

—Por cierto, veo que Waltraute no se nos unió de nuevo.

—Hay algo extraño en ella desde que entró en contacto con ese chico humano. …Y no sólo lo estoy diciendo porque esté celosa de mi hermana más joven por casarse antes que yo.

Nadie escuchó el cometario murmurado de Ortlinde y otra transmisión provino de Heimdallr.

— Lady Grimgerde, Lady Ortlinde, Lady Gerhilde, y Lady Schwertleite, he confirmado su conexión con la catapulta. Dividiré la energía y la redistribuiré entre las siete para acortar el recargado de tiempo para las otras dos ¿¡Está bien eso!?

Rossweisse río mientras respondía.

—Claro, claro. ¡¡Ya formamos una línea, así que sólo llévanos ahí!!

Sus cuerpos fueron quebrados en partículas coloridas y una oleada tremenda de partículas se disparó a lo largo de las pistas con una aurora detrás de ellas. Se parecía poco a un avión despegando, después hizo una especie extraña de arma de rayos gruesos.

Su extrema aceleración las llevó a 87% la velocidad de la luz, pero este extraordinario método se lograba en la escala de las físicas Newtonianas en lugar de la teoría cuántica de Schrödinger.

La infraestructura de tiempos de guerra les permitía enviar instantáneamente una gran fuerza militar en cualquier lugar de los nueve mundos para eliminar a los enemigos de los dioses.

Sin embargo, algo extraño pasó esta vez.

Había problemas durante el despegué.

Waltraute interfirió y golpeó a sus hermanas con un increíble ataque mientras se preparaban para despegar.

Ella uso una Lanza Relámpago de la Destrucción, un arma rayo creada al comprimir masivas cantidades de energía. Esta arma proyectil podía derretir cualquier clase de metal y podía incendiar todo por su camino y más allá del horizonte si su energía era liberada.

Esta vez, cayó desde arriba para partir la pista arcoíris.

Las Valquirias quienes habían sido quebradas en partículas perdieron su balance cuando esta repentina interferencia las golpeó. Ellas giraron violentamente como fuegos artificiales defectuosos y cayeron al azar en la superficie antes de que pudieran recuperarse.

Brynhildr instantáneamente rugió un nombre mientras ella y la segunda oleada se preparaba para despegar.

—¡¡Waltraute!!

—Estoy segura que ven esto como un desastre irracional, pero desafortunadamente, mi esposo dice que va a salvar a Hel. Eso quiere decir que tiene que enfrentarse a los dioses al igual que Hel, lo cual preferiría que no pasara.

—¿Planeas comenzar una pelea aquí?

Todas escucharon la tranquila pregunta de Brynhildr, sin embargo ignoraron el grito de Heimdallr por el daño a la pista.

Sin embargo, Brynhildr era la que estaba menos entretenida.

Sin necesidad de decir que ella no podía usar todo su poder mientras se preparaba para despegar y la máxima prioridad de las nueve hermanas era detener rápidamente a Hel y al caos que estaba esparciendo, no pelear entre ellas.

Perder el tiempo aquí haría que sus prioridades se revertieran, pero al mismo tiempo, ella no podía pensar en alguna forma de evitar a Waltraute y despegar a salvo.

Después de pensarlo un momento, ella llegó a una decisión.

—Heimdallr, prepara el siguiente grupo para despegar como está planeado.

—¿¡Hablas en serio!? ¡¡Pienso que serás derribada si te fuerzas a ti misma a acelerar!!

—Está bien. Vi la precisión de Waltraute ahora y no puede derribarnos a cada una de nosotras.

Ella cruelmente decidió sacrificar a sus aliadas…sus hermanas.

—No importa si sólo dos o tres logran llegar. Llevar las Valquirias a Hel es lo que importa aquí. No necesitamos a las nueve de nosotras para aplastarla y no podemos perder nuestro tiempo peleando con una de nuestras hermanas. Esta es la forma más rápida de solucionar esto.

Mientras tanto, Waltraute piso relajadamente sobre una de las pistas y ligeramente ondeó la Lanza Relámpago de la Destrucción que sostenía.

—Fueron Grimgerde y Ortlinde a las que fallé en golpear. Ellas no resaltan mucho, por lo que no importa. No serán capaces de hacer mucho incluso si llegan ahí.

—¡Am, Waltraute! ¡Tenemos las comunicaciones abiertas, por lo que podemos escucharte desde aquí abajo!

El grito del alma de Grimgerde estalló, pero Waltraute y Brynhildr ignoraron su queja y se enfrentaron de frente.

4

—¿¡Ohhhhhhhhhh!?

Misaka Mikoto dio un grito fuera de su personaje.

Como una de los siete Nivel 5, ella era conocida como la Railgun, la #3 de Academy City.

Sin embargo, incluso su vida estaba en peligro cuando fue atacada por una de las armas colosales que habían terminado la era nuclear.

Ella estaba enfrentando al Rush, un Object de segunda generación de Information Alliance.

Sus cañones principales eran ametralladoras Gatling de fuego rápido creadas al juntar cinco cañones en cada uno. Un solo disparo contenía el suficiente poder de fuego para derretir un buque de guerra en un charco naranja y estaba disparándolos con precisión a un ritmo de varios miles cada minuto.

Armas de rayos eran una tecnología militar usando rayos de electrones.

Esas eran buenas noticias para Mikoto quien podía controlar la electricidad. El bombardeo normalmente habría sido inevitable, pero se doblaban “anti naturalmente” justo antes de golpear y se iban volando en una dirección diferente.

Sin embargo, esto estaba lejos de ser una defensa perfecta.

—¡¡Oh, mierda!! ¡Esta cosa es más poderosa que esa #4! ¡¡Me va hacer retroceder a este paso!!

Un traqueteo comenzó a salir de los broches de su bikini armadura.

Fue la Princesa en el Baby Magnum quien respondió a la amenaza.

Los Objects podían sobrevivir armas nucleares, pero el poder de fuego de otro Object podía mandarlos a la tumba.

La base de los brazos con los cañones principales rotó para seleccionar cañones de plasma de baja estabilidad. Los siete brazos se movieron y el arma que podía terminar una guerra con un solo ataque liberó todo su poder guardado, tanto que podía llenar incluso las rutas de escape posibles del Rush.

Los tremendos rayos azulados desgarraron la pantalla negra, pero justo antes de golpear al Rush, sus trayectorias se dividieron y otra figura llegó a la vista.

Los ojos de Kamijou se abrieron ampliamente cuando lo vio.

—¡Esto no es bueno! ¡Necesitan alejarse de aquí! —gritó.

Sus palabras no iban a llegar a tiempo.

El plasma había llegado a decenas de miles de grados, pero Accelerator fácilmente manipuló sus vectores justo antes de que lo golpearan. Se reflejaron de regreso al Baby Magnum y la Princesa frenéticamente movió la máquina a un costado, pero uno de los cañones principales parecidos a puentes fue destrozado por la luz naranja.

Lo más probable era que el #1 sólo podría ser derrotado por el puño derecho de Kamijou.

Sin embargo, difícilmente podría llegar hasta ese enemigo.

—¿¡Gh!?

Fuerza al nivel de una grúa tomó su cuello.

Él vio a Hishigami Mai, una chica con camiseta sin mangas y pantalones cortos, directamente delante de él. Ella con precisión le quitó su balance para brevemente, pero con seguridad, impedirle moverse y ella sostenía un cuchillo largo y delgado en su otra mano. Lucía como un cuchillo sashimi pintado en colores militares.

Ella iba a quitarle la cabeza.

Pero justo cuando un escalofrió recorrió su espalda, disparos secos estallaron a un costado.

Heivia sostenía un rifle de asalto, pero Hishigami Mai mantuvo una mano en el cuello de Kamijou y simplemente movió la parte superior de su cuerpo alrededor para evitar las balas de rifle de 5.56 mm.

—¡¡Tienes que estar bromeando!!

¿Podría él haber cambiado el resultado si hubiera usado el tiempo gastado gritando para hacer algo más?

Kamijou escuchó el sonido de un bate siendo abanicado mientras su cuerpo entero era lanzado al aire. El chico de preparatoria se estrelló y derribó a Heivia quien todavía estaba tratando de apuntar con su rifle.

Heivia forcejeó y vio a Hishigami Mai cambiando a su pequeña pistola con un supresor adjunto, por lo que él hizo una decisión en fracción de segundos.

—¡¡Oye, sir Knight!! ¡¡Lanza una bomba ahí!!

Lo que parecía una masa de arcilla voló por el aire.

Quenser había lanzado el explosivo militar llamado Hand Axe y, sin siquiera golpear el suelo, explotó justo en frente del rostro de Hishigami Mai.

Más que un ruido ensordecedor, la explosión se sintió como un golpe en el estómago y un dolor punzante corrió a través de las pieles de Kamijou y Heivia. Index fue forzada a sostener su capa con una mano.

—¿Le dio?

—Aún no, —dijo la Zashiki Warashi en su traje de baño de hojas tropicales. —¡Alguien que trabaja para el Hyakki Yakou no es derrotada tan fácilmente!

Una ráfaga de viento barrió el polvo y reveló a Hishigami Mai.

Una chica vistiendo un kimono pequeño estaba de pie junto a ella. Era la Deadly Dragon Princess, una Youkai artificial —o Shikigami —creada como su enemigo hipotética. Los ataques físicos normales no significaban nada para un Shikigami, por lo que Mai la usó para protegerla de la explosión.

—¡Monstruo! ¿¡Fuiste enviada por una máquina del tiempo usando gafas de sol o algo así!?

Sin embargo, la desesperación no terminó ahí.

Mientras Index se escondía ella misma en la capa, abrió los dos ojos e instantáneamente divulgó la composición de la Shikigami.

—La fuente de la imagen es Otohime de Urashima Tarou. La característica de atraer a los humanos a las profundidades ha sido distorsionada y generalmente interpretada para crear un Shikigami de combate. De acuerdo, no hay nada de qué preocuparse. ¡¡Esa no es un monstruo sin debilidades!!

En otro lado, un traqueteo llenó el aire.

Provenía de la Chica en Blanco y de la cuerda de goma especial alrededor de su cuello.

Killer Queen giró y giró como una bailarina y su arma hizo uso de su especialización para aplastar muertes. Para ponerlo más simple, había aplicado la suficiente presión para que se rompiera el delicado cuello de la Chica en Blanco.

La cabeza osciló holgadamente, pero no había signos de dolor o miedo en los ojos de la Chica en Blanco. Su cuello estaba doblado anormalmente casi en un ángulo recto, y sin embargo, ella empujó sus delgados dedos hacía Satsuki.

La parte inferior de su vestido de blanco puro se rompió, se hizo rollos de película y llenó toda la zona.

—¿Ella…no tiene vida?

Killer Queen se estremeció a la extrañan sensación que sentía a través de su arma, pero inmediatamente rechazó la idea.

—No, espera. ¿¡Qué es esto!? Esto es algo más terrible. ¡¡Se siente como si simplemente tocarlo significa el fin!!

—Cambio de parámetro. Abandonando anti-Anzai Kyousuke estructura corporal. Aplicando un parche de historia de “Horror”. De aquí en adelante, la “historia” no terminará por una simple perdida de la vida.

Los infinitos rollos de película se estiraron eternamente y atacaron a Sutsuki con el filo de una cuchilla de afeitar.

Higashikawa Mamoru y la Bunny Girl enfrentaron a la otra asesina, Shizuna de Electrocución.

La pistola paralizadora en su mano emitió un sonido explosivo que nadie esperaría en algo tan pequeño.

—¿Qué piensas, archienemigo?

—Diría que esto es increíblemente Absurdo, pero a diferencia de nosotros, no se siente como si la persona en realidad haya sido arrastrada a este mundo. Es más como si una sombra de otro mundo hubiera sido traída aquí.

—Entonces, si derrotamos eso, ¿no afectará a la persona original?

—¿No es ella una asesina? ¿No le estaríamos haciendo un favor al mundo si nos deshacemos de ella?

Mientras los dos discutían el problema, Shizuna dio un paso hacia adelante casualmente y lanzó algo al aire que tenía en su otra mano.

Era una gran cantidad de pequeños tornillos.

Y justo antes de que esos tornillos cayeran, la asesina a cargo de la electrocución ondeó su pistola paralizante modificada.

Un destello de luz cubrió todo.

El rayo mortal corrió por todos lados como una telaraña compleja, pero…

—No pienses que nos golpearas sólo con eso.

—Podríamos no parecerlos, pero nosotros somos el Emperador Invencible y el Retador Siempre Victorioso. Ambos poseemos una Absurdez que no nos permitirá perder en cualquier juego basado en la suerte☆

No importaba si las probabilidades eran una en un millón o incluso una en un billón.

Siempre y cuando hubiera una ligera brecha en la telaraña, podrían pasar de ahí con facilidad.

—Pero…

Shizuna río.

—¿Lo han olvidado? Soy la asesina a cargo de la electrocución. Youkai y dioses son por un lado, ¿pero realmente piensan que perderé una pelea contra otros humanos?

Y sin embargo, entro lugar, el estudiante universitario Anzai Kyousuke y el chico que nunca moría, Nanajou Kyouichirou, se agacharon mientras eran rodeados por explosiones y disparos.

En realidad, esta era la reacción normal.

—¡Oye! ¿¡Qué se supone que hagamos!?

—Tratar de hacer algo con todos esos monstruos por ahí sólo nos matará. ¡Podría no morir, pero aun así estaría fuera de combate si una de mis extremidades sale volando! Así que sólo intentemos ayudar a alguien que pueda realmente hacer algo. Veamos, la persona más cercana sería…

Giraron para buscar pero sus miradas se congelaron en un sólo lugar.

Vieron el ataúd de hielo de Jinnai Shinobu y la Yuki Onna de pecho plano presionándose contra él en su bikini atrevido bondage.

—Ejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejejeje.

—¿Qué tal ella?

—Sí, nada mal. Incluso los niños han escuchado de la Yuki Onna. Ha cambiado mucho durante los años, pero ella solía ser una Youkai bastante aterradora para que su historia pasara entre bocas. Ella tiene que tener una endemoniada Absurdez, así que intentemos motivarla de hacer algo.

—¿Pero cómo? Si tratamos de golpear a ese tipo congelado, podríamos terminar destrozados por nitrógeno líquido.

En ese momento, el Rush estaba disparando su ametralladora Gatling de rayos de disparo rápido sobre el Baby Magnum y un disparo perdido se acercó lo suficiente para raspar la mejilla de la Yuki Onna. Jinnai Shinobu había sido encerrado en el hielo supernatural creado por una Youkai, por lo que fue lo bastante afortunado de no ser evaporado dentro de su ataúd de hielo.

Sin embargo, el no escapó completamente ileso.

El rectángulo perfecto del ataúd de hielo se derritió como una paleta de hielo tirada sobre el asfalto durante el verano.

—¿Qué-…?

Cuando ella vio eso, la Yuki Onna yandere dio un rugido que parecía destruir su caracterización.

La diablillo se transformó en un verdadero demonio.

—¿¡¡Qué demonios estás haciendo, perrrrrrrrrrraaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa!!?

Un nuevo vórtice blanco giró violentamente alrededor de la pequeña Youkai. Las piedras y arena comenzaron a flotar porque la temperatura había caído demasiado que los minerales alrededor se habían, con toda seriedad, convertido en superconductores.

Parecía que se deberían haber preocupado más que sólo por el nitrógeno líquido.

El demente número de -273 apareció en lo profundo de su mente del estudiante universitario.

Nanajou Kyouichirou convirtió los números en el término “cero absoluto” el cual sonaba como el nombre de un ataque que un adolescente pensaría.

Los dos chicos llegaron a un entendimiento.

—Sí, no hay que meternos con ella.

—Tienes razón. No puedo imaginar en alguna forma en que pueda evadir una herida fatal dentro esa tormenta.

5

El chico observó la batalla.

Kamijou y los demás habían dicho que limpiarían el camino para él, pero no estaba yendo perfectamente. De hecho, enemigos más poderosos de diferentes sistemas aparecieron del vórtice negro cada vez que Hel gritaba, por lo que el casi sólo estaba aumentado.

Y entonces una gran sombra cubrió al chico.

Era Níðhöggr. El dragón negro de doscientos metros era un fiel sirviente de Hel y poseía el suficiente poder de fuego para igualar al Baby Magnum cuando pelearon a bordo de Skíðblaðnir.

—Ah.

Si el chico era golpeado por un ataque de esa bestia, no dejaría ni siquiera cenizas detrás.

De hecho, sería aplastado más allá del reconocimiento si su gigante forma simplemente continuaba derecho.

Sin embargo, Níðhöggrse acercó mientras dividía la superficie del océano como un avión haciendo un aterrizaje de emergencia y deteniéndose tan perfectamente en frente del chico que uno pensaría que había usado láseres u ondas ultrasónicas para tomar mediciones bajo la micra.

El guiverno entonces presionó su cabeza contra el suelo y parecía crear una forma de tobogán con todo su cuerpo.

Estaba listo para que un humano se subiera encima.

—¿Me estás ayudando para que pueda salvar a Hel?

El chico no recibió una respuesta.

Níðhöggr no estaba equipado con el órgano necesario para hablar la lengua humana, pero eso no quería decir que no entendía las emociones humanas.

Este dragón siempre había hecho lo que pensaba que ayudaría a Hel y eso usualmente significaba lealmente protegerla.

Pero ahora había decidido que no hacerlo la ayudaría más.

—¡Llévame con Hel para que pueda sacarla de ahí! —dijo el chico.

El rugido del dragón contenía una pista de convenio.

El chico subió a la cabeza del dragón, cruzó su largo cuello y llegó encima de su largo torso. Después de asegurarse de que el chico había tomado su posición, Níðhöggr aleteó sus alas las cuales eran del tamaño de una pequeña plaza.

Sin embargo, una nueva luz apareció en los cielos para evitar que despegara.

Era un carruaje gigante arrastrado por dos cabras. El único método comparable para volar era el trineo de Santa Claus, pero este carruaje no estaba lleno con las esperanzas y sueños de niños o con pilas de regalos.

En su lugar contenía al dios de la destrucción que gobernaba sobre los rayos, truenos y castigos divinos.

Este era el carruaje del Dios del Trueno Thor.

—¡¡Estoy aquí por órdenes de mi padre Odín!! ¡¡Inmundo, deshazte de tus esperanzas perversas y ríndete ante el martillo divino!!

Thor sostenía a Mjölnir.

En lo que puro poder destructivo se refiere, ese martillo era más grande que la Gungnir de Odín y era tan pesado que solamente dos personas en todos los nueve mundos podrían blandirlo.

Un balanceo y podía aplastar en pedazos incluso gigantes del tamaño de montañas.

Incluso Níðhöggr no tendría forma de soportar el golpe.

Sin embargo…

Un ataque de un tercero perforó el costado de Thor.

Parecía un dragón y la mayoría de las personas lo verían como un dragón oriental más que un guiverno occidental.

Este ser había continuado creciendo sin límites desde el momento de su nacimiento y era lo bastante grande para rodear los nueve mundos.

Y durante el Ragnarök, esta gran serpiente tenía la profecía de asesinar y ser asesinado por Thor.

—¿¡Eres Jörmungandr!?

—¿Realmente piensas que no vendría, niño?

Alguien podría compararlo a un gigante rastro de humo de un misil si no hubiera sido tan enorme.

Los ojos de la serpiente como de lagarto se acercaron sin una emoción discernible y habló a través de sus pensamientos.

—Mi linda hermanita está toda exaltada por salvar algunas personas y muchas otras personas se han reunido para salvarla, así que ¿realmente piensas que su hermano sólo se quedaría de brazos cruzados y observaría?

—Espera, así que eso es.

Con un agudo chasqueo de su lengua, Thor no miró a Jörmungandr acercándose sino a algo más adelante.

Y dio un rugido mientras fulminaba con la mirada a Asgard.

—¿¡Fue Hel sólo una distracción para atraer nuestras fuerzas aquí, Loki!?

6

De paso, después de ser molido a golpes por Waltraute y sólo ser capaz de hablar como un cerdo. Loki se burló de ella (mientras usaba el hecho de que no podía entenderlo a su ventaja).

— B-bfh-bgbh…

(*Bien, bien, perdí.)

—Bfffh.

(*O tal vez deberíamos llamarlo un empate. Perdí, pero logré sembrar las semillas. Cuando los capullos del mal broten, el mundo será renovado por su cuenta.)

—Sí, ya sé que usaste Skíðblaðnir y Yggdrasil para convocar muchos extraños de mundos verdaderamente extraños. Usaste la habilidad del árbol del mundo para crecer cuando absorbe el agua del manantial de la sabiduría para extender las ramas hacía otros mundos diferentes a nuestros nueve. …¿Pero cómo regreso a esos extraños a sus mundos originales? Dependiendo de tu respuesta, quizá simplemente deba dejarte caer desde aquí.

—Bgh. Bggh.

(*Bueno, mi objetivo está completo a la mitad desde el momento que esos extraños fueron convocados aquí, por lo que realmente no me importa regresarlos a sus mundos originales. Pero si quieres saber cómo, te diré.)

—¿Hm? ¿Las ramas siguen conectadas a los otros mundos?

—Bh.

(*Sí. Todo lo que necesitaba era enloquecer a Hel a través del contacto con morales extranjeras y éticas extranjeras.)

—El agua del manantial de la sabiduría hace crecer al árbol del mundo, ¿pero puede marchitarse cuando esa agua es succionada? ¿Justo como cuando Níðhöggr muerde las raíces? ¿Así que dañaste la base de las ramas irregulares para hacerlas marchitar?

—Bffh. Bfh.

(*Y a pesar de la gran influencia de Odín, la cultura Nórdica todavía justifica el odio de tener una familia asesinada. Ahora, ¿quiénes son los hermanos de Hel? La Gran Serpiente Jörmungandr y el Lobo Gigante Fenrir. …Creo que es hora de que ese lobo rompa sus cadenas y devore a Odín.)

—¿Por lo que si las heridas son tapadas con algo y la “fuga” es detenida, las ramas marchitadas regresarán a su posición original y funcionarán como puentes de nuevo? ¿Así que si los extraños regresan a Skíðblaðnir, automáticamente regresarán a sus mundos?

7

Un sólo rio fluía a través de Asgard.

Si uno lo seguía rio arriba a su origen, encontrarían una prisión que intimidaba a cualquiera que se acercara.

El rio era en realidad la baba fluyendo de la boca de Fenrir. Esa bestia estaba profetizada a devorar a Odín, por lo que una espada había sido clavada hacía arriba a través de su mandíbula baja para por siempre evitar que cerrara sus fauces abiertas.

Su cuerpo entero estaba atado por la soga irrompible conocida como Gleipnir. Esa soga había sido hecha de varios materiales “imposibles de adquirir” y ninguna bestia era capaz de rasgarla. Pero una vez que esa imposibilidad fuera cumplida, Fenrir sería liberado en el mundo y su furia y odio consumiría a Odín.

La furia y resentimiento como la fuente de su poder ya había excedido el punto crítico.

El límite superior era para durar hasta que el Ragnarök ya hubiera pasado después de mucho.

O tal vez este mismo día era el fin del mundo.

Enloquecer a Hel, la hermana de Fenrir, había sido la meta de Loki.

—Fenrir, lo entiendes, ¿cierto?

Un dios estaba parado delante de la prisión.

Él era Týr, dios del combate. Antes de que Fenrir fuera atado por Gleipnir, él había sido el único individuo en entender a la furiosa e incontrolable bestia. Justo antes de ser atado con Gleipnir, Fenrir había sospechado de una trampa e insistió que uno de los dioses pusiera su brazo en su boca antes de que dejara que lo ataran. Si era una trampa, él arrancaría de una mordida el brazo del dios.

Era por eso que Týr sólo tenía un brazo.

Él era un antiguo amigo que no tenía otra opción mas que obedecer a Odín. Detrás del nombre de dios del combate había un hombre que había hecho lo que los altos mandos insistieron y traicionó a su amigo.

—Esta furia es exactamente lo que quiere Loki. Esa sería la más grande desgracia para ti quien quiere vivir libre sin ser atado por nadie. Así que no debes dejarlo hacer contigo lo que quiera. Loki simplemente está usando a Hel para hacer que comas a Odín adelantándose a lo programado y cambiar el escenario del Ragnarök.

—Entonces…

A pesar de ser incapaz de mover sus patas o cerrar su boca, la mirada de la bestia era tan aterradora como cualquier de los dioses y usó sus pensamientos para preguntarle a su ex amigo una pregunta.

—¿Entonces quién salvará a Hel? ¿Tú?

—Bueno…

—No importa qué tan odiados seamos por el mundo, somos familia. Somos hermanos que compartimos la misma sangre. …Si alguien hubiera ido a salvarla, esto podría no haber sucedido. Pero nadie la salvará. Ni siquiera lo intentarán. ¡Y sin embargo todos ustedes tienen las agallas de llamarse a sí mismos dioses!

La prisión se agrietó.

El supuestamente irrompible Gleipnir dio un gritó de discordia más ruidoso que nunca antes.

—Si nadie va a salvarla, ¿entonces qué hay de malo en que su hermano lo haga? ¿¡Qué hay de malo en querer salvarla!? No me importan las trampas de Loki. ¡¡Salvaré a Hel por mi propia voluntad y a travesaré a mordidas a cualquiera que se ponga en mi camino, ya sea ese dios maligno o ese dios principal!!

¿Cuál es la más grande razón por la cual las personas asesinan? Repentinamente se preguntó Týr.

¿Dinero? ¿Odio? ¿Honor? ¿Familia? ¿Amor? ¿Placer?

Ninguna de esas era la respuesta.

Él estaba seguro que la justicia era la respuesta correcta. Él dudaba que otro motivo hubiera tomado más vidas.

Fenrir estaba lleno de odio justificado por el deseo familiar (o inclusive cliché) de proteger a su familia. Era por eso que él no sería fácilmente disuadido. Ninguna lógica podía derrotar a la justicia. Ninguna lógica podría refutar a la justicia. Sin importar qué tanta sangre derramada conllevaría, cualquiera con justicia llenando sus corazones no podían ser detenidos. Si quieres detenerlos, tienes que estar preparado para aplastar su mismísima alma.

Justicia y maldad eran diferentes.

La justicia prevalecía.

Y era por eso que la justicia era algo peligroso que tenía que ser manejado con cuidado. Si era salido de control, produciría una tragedia más grande que la glorificación de la maldad podría siquiera esperar a comparar.

—Déjame darte una oportunidad, Týr.

Fenrir parecía a punto de liberarse de Gleipnir en cualquier momento, pero él habló lentamente.

—¿Estás preparado para meter tu brazo restante en mi boca? Puedes jurarme que los dioses…no, que alguien en este mundo se haría amigo de esa chica…¿se haría amigo de Hel? Si puedes, entonces no me entrometeré. Si alguien la salva, entonces me quedaré aquí. Pero sólo si alguien sentirá furia por ella y lloraría por ella. No necesito palabras que suenan lindas. Necesito que encuentres tus palabras que valgan la pena soportar algo que guardas con cariño.

—…

Una ligera pausa y silencio prosiguió como si alguna ligera grava estuviera atrapada en unos engranajes delicados.

Pero eso era suficiente para Fenrir.

Realmente no había nadie quien salvaría a Hel.

Realmente no había nadie quien sería su amigo.

Realmente no había nadie en que pudiera confiar.

Estos resultados lo llenaron con incluso más furia y odio. La fuerza necesaria para partir en pedazos Gleipnir aumentó aún más.

Týr se dio cuenta que tal vez el mundo estaba acabado.

De hecho, podría haberse acabado hace mucho si contenía a nadie que pudiera conceder este deseo desesperado.

Sin embargo…

—Aguarda, chico grande. Si quieres a alguien para prometer eso, tomaré el desafío.

Una repentina voz llegó a ellos.

Fenrir movió sus ojos y Týr se dio vuelta hacía la entrada de la prisión.

Uno de los extraños estaba de pie ahí.

Él era un chico de preparatoria con el cabello teñido de rubio y un uniforme escolar desordenadamente desgastado

Era Jinnai Shinobu.

Técnicamente, era su espíritu sin cuerpo, pero aun así giró su brazo derecho como si estuviera checando su hombro.

—Así que sólo debo meter mi mano en tu boca y hacer la promesa, ¿cierto? Quieres saber si alguien salvará a Hel-chan, ¿no es así? Bueno, alguien lo hará. Por supuesto que alguien lo hará. No menosprecies el mundo así, chico grande. Si nadie lo hace, entonces yo lo haré.

—¿De qué estás hablando?

—¿¡No me escuchaste!?

Shinobu dio pisoteadas hacía adelante, hizo de lado a Týr y se paró frente a Fenrir. El lobo era tan enorme como un autobús o camión, por lo que sus fauces eran lo bastante grandes para tragar completo al chico de preparatoria.

Pero él no dudo.

Jinnai Shinobu prácticamente lanzó su brazo derecho a la boca de la bestia.

—¿¡Aún no acaban de quejarse!? ¡Dije que salvaré ahora mismo a Hel-chan! ¿¡Tienes algún problema con eso!?

—…!?

—No sé qué tanto pueda hacer. Intentaré todo lo que pueda hacer, pero no puedo garantizar que eso sea suficiente para salvarla. Sólo soy un chico de preparatoria, después de todo. Pero haré todo lo que pueda, realmente pondré mi vida en juego para salvarla. ¿Es eso suficiente?

—¿Por qué? ¿Qué es Hel para ti?

—¿Cómo debería saberlo? Todo eso depende de qué pase. Es incluso posible que termines celoso de mí, pero no me importa si eso no va tan bien. Quiero salvarla, por lo que lo haré. ¿Necesito pensarlo más que eso? ¿Y tú lo necesitas?

—…

—No sé por qué, pero a los Youkai y cosas similares siempre les he gustado. Para ser honesto, realmente no pienso que vayas a comerme. Pero ese es el punto. Eso no se trata sobre forma, poder o atributos. Lo que mueve tu corazón y lo llena con fuerza proviene de otro lado.

Los enormes colmillos pincharon su brazo derecho mientras hablaba.

—Si las cosas son divertidas, nos reímos. Si son tristes, podemos llorar. Eso es todo. Por lo que cualquier se enfadaría si alguien pisotea eso. Sí, estoy molesto también. Pero déjame hacer esto a mí. Te estoy pidiendo que me dejes tu furia para que así pueda yo tomar el escenario. ¿Puedes prometerme eso? Sólo estoy metiendo mi brazo en tu boca porque creo que eres alguien que puede mantener su promesa. Así que, ¿puedes estar a la altura de mis expectativas?

—Muy bien, —aceptó Fenir. —Pero estaré observándote, humano. Declaraste que pondrías tu vida en juego, así que has todo lo que puedas. Si te contienes en algo en absoluto y fracasas en salvar a Hel, te arrancaré el brazo como lo prometí. Incluso si tu cuerpo físico no está aquí, tu brazo nunca se moverá otra vez si destrozo tu cuerpo espiritual. Ese es el contrato que haremos.

—Está bien por mí.

Shinobu sonrió y su brazo lentamente dejó la boca.

Sin embargo, él no había sacado su brazo. Su cuerpo enteró había flotado. Él había recordado tardíamente que este era su alma sin cuerpo y no su cuerpo físico.

—Parece que alguien finalmente vino por mí.

—?

—Mi cuerpo no murió todavía y parece que alguien le está respirando la vida de nuevo. Eso es lo que está jalando mi alma así.

Shinobu nunca quito sus ojos de Fenrir mientras se alejaba flotando inestablemente.

Él directamente vio de frente a esta bestia que ni siquiera los dioses podían ver a los ojos.

—Por lo que me voy de regreso. Regresaré a la superficie y salvaré a Hel-chan con los demás. Y haré todo lo que pueda para lograrlo. Tú quédate viendo desde aquí. Protegeré a tu hermana y mantendré mi promesa contigo.

—Hmph.

Fenrir lentamente cerró sus ojos mientras el cuerpo de Shinobu comenzaba rápidamente a dejar la prisión.

Pero justo antes de que lo hiciera, Týr usó su único brazo para agarrar la mano de Shinobu.

—Ah.

Ni siquiera el dios sabía por qué había hecho eso, por lo que él preguntó algo.

—¿Qué se supone que haga? Lo que te condujo a hacer esto debe ser algo que intentaba hacer. Esto es algo que tengo que entender. ¡¡Si lo hago…!!

Mientras flotaba al revés, Shinobu dio una clara respuesta.

—Descúbrelo por tu cuenta. Sólo piensa qué clase de vida no dejará ningún remordimiento. No dejes que tú mismo se pudra al hacer cosas sólo porque otros los dicen. Esa es una desgracia para el título de dios.

—Je.

Eso solucionó algo.

Týr se dio la vuelta hacía la gran bestia que había cerrado sus ojos para rechazar el mundo.

—Algún día…

Él pensó en las fauces de su ex amigo como una extensión de su brazo perdido.

—Algún día, prometo que meteré mi brazo en tu boca de nuevo. ¡¡Incluso si tus cadenas se han roto y tu misericordia se ha desvanecido, el dios del combate y la victoria se pondrá de pie para ayudar a un amigo necesitado!!

Týr pateó el suelo con sus dos pies.

Con su soporte habiéndose ido, Jinnai shinobu y Týr volaron de Asgard como un enano sosteniendo un globo para volar por el cielo.

Salieron disparados en una línea recta hacía la línea del frente donde estaba el cuerpo de Shinobu.

Incluso en el último momento, Fenrir no abrió sus ojos.

Casi parecía como si estuviera de mal humor, pero sus pensamientos dieron un último resoplido.

—Hmph.

8

El disparo del Rush derritió el ataúd de hielo y Jinnai Shinobu fue traído de vuelta a la vida.

Él colocó sus manos detrás de su cabeza para inútilmente mostrar su cuerpo.

—¡¡Jinnai Shinobu☆está de vuelta!! Perdón por la espera, chicos, pero todos sabemos que la verdadera estrella se presenta elegantemente tar- ¿¡oh, dios!? ¿¡P-por qué está la Yuki Onna indiscriminadamente atacando todo con esa endemoniada mirada en su rostro!?

La Yuki Onna de pecho plano se estaba dirigiendo hacía el Rush con un gesto verdaderamente monstruoso.

—¿¡Y por qué todas ustedes están mostrando tanta piel!? ¿¡Por qué no me regresaron más pronto!?

Esa arma de cincuenta metros había terminado la era nuclear, pero la tormenta blanca de cero absoluto (¡No se avergüencen! ¡Es un legítimo término químico!) girando alrededor de la Yuki Onna aparentemente era suficiente para afectar sus movimientos.

Y una vez que un eslabón de la cadena se rompió, la batalla entera había cambiado.

Primero, el Baby Magnum estaba libre de los ataques del Rush. Accelerator desgarró otro de sus cañones principales, pero la Princesa se retiró rápidamente. Sin necesidad de decir, la persona que se dirigió al arribo justo como cuando el #1 Nivel 5 aterrizó era Kamijou Touma.

Misaka Mikoto también estaba libre de los feroces ataques del Rush. Ella usó su epónimo Railgun para dispararle a Hishigami Mai con una moneda acelerada tres veces la velocidad del sonido. Justo cuando la Deadly Dragon Princess estaba ocupada lidiando con eso, Quenser y Heivia le dispararon a Mai desde una dirección diferente.

No había forma de derrotar a la Chica de Blanco quien estaba esparciendo rollos de película por todos lados, pero parecía defenderse contra todo y todos los ataques al alterar sus parámetros con el fin de eliminar sus debilidades. Si uno constantemente cambiaba entre una variedad de técnicas asesinas, podían comprar tiempo indefinidamente incluso si no podían matarla. Killer Queen dejó a la Chica en Blanco en un estado que estaba “como si estuviera muerta”.

Y mientras observaba todo, a Shinobu le preguntó algo Týr quien había descendido a la superficie con él.

—¿¡Qué deberíamos hacer!?

—¡¡Le prometí a Fenrir que haría todo lo que pudiera, por lo que haré eso ya sea que sea de ayuda o no!! ¡Por cierto, ¿qué puedes hacer como un dios?!

—Soy el dios del combate y la victoria.

—Entonces usemos eso. ¡¡Intentemos todo lo que necesitamos para ganar!!

Dejando atrás su ataúd de hielo, Jinnai Shinobu corrió hacía la Zashiki Warashi en su traje de baño de hojas.

Mientras tanto, Týr miró una de sus palmas restantes.

—En el nombre del dios del combate justo y la verdadera victoria…

Él apretó su puño y lo empujó hacía los cielos.

—¡¡Prometo que estos peleadores tendrá una victoria segura!!

No hubo una brillante explosión o destello de luz, pero el resultado fue tremendo.

Niké de la mitología griega y Hitokotonushi-no-Kami de la mitología japonesa eran conocidas como diosas de la victoria. Como ellas, algunos dioses eran deificados por resultados puros como lo eran la “victoria” o el “éxito” en lugar de métodos tales como la “violencia” o la “destrucción”. Cualquier ejército a su favor tendría una victoria segura o el éxito, por lo que había leyendas indirectas de obtener su favor al pelear una guerra por el propósito de ganar otra guerra o completar un desafío para lograr el éxito en algo más.

Týr era igual.

Él en sí no podía ganar, pero él podía permitir ganar a cualquier fuerza alineada con él.

Por lo que…

—¿Oh? ¡¡Ohhhhh!!

Higashikawa Mamoru gritó extrañamente mientras peleaba con Shizuna de Electrocución.

La Bunny Girl a su lado lucía confundida.

—Nuestras Absurdidades están siendo amplificadas…no, ¿sobrescritas? Oh, esto es malo. Esto es realmente malo. ¡¡Ya estamos manipulando la probabilidad a un extremo ridículo, pero esto está llevando eso incluso más allá!!

La batalla rápidamente prosiguió.

La montaña comenzó a moverse.

El único quien no se benefició, como siempre, era Kamijou Touma.

El chico de pelos de punta escuchó el aleteo de las largas alas, por lo que miró hacia arriba y vio un guiverno negro. Él no sabía cómo terminó de esta manera, pero el pequeño niño estaba sentado en su lomo.

Impulsado por sus emociones, Kamijou les gritó.

—¡¡Vayan!! ¡Este camino está limpio ahora mismo! ¡¡Vuela hacía Hel y sálvenla!!

Como si estuviera obedeciendo, Níðhöggr comenzó a aletear sus alas incluso con más fuerza.

Pero no estaba volando más arriba del cielo. Estaba reuniendo fuerza para dirigirse directamente hasta su meta como un cohete o misil.

Pero justo antes de que lo hiciera, Kamijou pensó escuchar el sonido de la electricidad.

Sin embargo, este no era igual que el de Misaka Mikoto o Shizuna de Electrocución. El sonido ni siquiera provenía de chispas eléctricas. En su lugar, provenía del poder girando dentro del gran árbol negro.

Ese poder estaba fuera de control.

Esto era claramente diferente de cuando el colosal Object o el Nivel 5 #1 de Academy City habían aparecido. La mano guiadora había dejado esa fuente de poder la cual producía un intenso sonido estático que lastimaba sus oídos. El espació se partió destructivamente y sus dedos se asomaron en el mundo.

—¿Quién…es ese? —gruñó Kamijou Touma.

Este era alguien que nunca había visto antes y alguien con el que nunca debería haberse encontrado.

Y ese “alguien” lentamente partió la pantalla negra y salió.

¿¡Quién demonios es ese!?

9

Loki había sido hecho a un lado como basura en una esquina de Asgard, pero él había hecho todo lo que necesitaba hacer. Ese dios sólo necesitaba esperar a que llegaran los resultados, por lo que él sonrió mientras llegaba.

—Así que finalmente está aquí.

Muchos mundos verdaderamente extranjeros existían fuera de esta cultura Nórdica: Un Cierto Índice Mágico, Heavy Object, La Zashiki Warashi de la Villa Intelectual, Killer Queen y Deep End, y Una Simple Encuesta.

Pero otro territorio secreto existía más allá de todos ellos.

—El mundo original del que nunca se debería hablar:———————de ———

Esa era una ciudad que concedía los deseos de cualquier visitante pero en una manera extraña. Era una historia de un tiempo muy corto entre cuando un chico y una chica se encontraron y cuando escaparon.

Sin embargo…

—No, espera. Esa es la dirección equivocada.

Por primera vez, la voz de Loki pronunció una pregunta.

La situación se estaba moviendo más allá de lo que este timador podía controlar.

¿A dónde ha ido esa rama negra? ¡Nunca había escuchado de este mundo!

Un monstruo sin procedentes respondió al grito de Hel y se mostró.

 

SUMMON://call.another_world.address_point@La_Invocación_Inexplorada://Blood-Sign.“Shiroyama_Kyousuke”.

 

Ese era el nombre de un convocador que libremente peleaba al invocar Materiales, los residentes de otros mundos, desde lugares completamente ajenos.

Ese era el nombre de un chico quien controlaba los más altos límites del poder y las más grandes blasfemias al pelear con eso, la cual acechaba más allá de los dioses y era clasificado como una Regulación, Divino e Inexplorado.

10

Innumerables bolas rojas de luz se esparcieron por la zona.

El chico que las controlaba lucía bastante común y vestía unos pants deportivos y una chaqueta con capucha. El aspecto extraño en él era el poste de 180 centímetros que sostenía.

La catástrofe comenzó con nada más que una chica rubia vestía de una doncella del santuario.

Sin embargo…

—¿Qué?

Un momento después, la chica se desmoronó. Parecía un limo verde translucido y el monstruo de setecientos litros rodeó al chico.

—¿Qué…es eso?

Para el momento que se dieron cuenta de lo que estaban viendo, cambió de forma nuevamente.

Se convirtió en abuelo reloj pareciendo una doncella de hierro llenó con trucos mortales, se volvió un calamar gigante con cadenas gruesas en lugar de tentáculos, se volvió una bola enorme hecha de innumerables cabezas de bestias y dragones, y se volvió un aterrador árbol de cerezo que sólo florecía después de drenar los nutrientes de los humanos.

—Espera un segundo. ¿¡Qué tanto va a cambiar esta cosa!?

El monstruo nunca mantuvo una sola forma.

Algunas veces ganaba otro cuerpo tan pronto pasaban unos segundos.

La aterradora apariencia y la gran velocidad dejaron a Kamijou y los demás observando aturdidos.

Eventualmente se dieron que cuenta que la misma reacción humana podía fácilmente ser un error fatal, pero sólo después de que escucharon a Index murmurar para ella misma mientras sujetaba hacía abajo su capa con ambas manos.

—¿Qué es esto…? ¡Está creciendo…no, ¿está siendo fortalecido?!

—¿¡Quieres decir que esta cosa se está volviendo más y más fuerte!? ¡¡Necesitamos atacarlo todos antes de que crezca demasiado!!

Kamijou le gritó a los demás, apretó su puño y se dirigió hacía eso. Los demás siguieron su ejemplo.

Pero ya era demasiado tarde.

Un tremendo rayo de luz se disparó.

Si el Baby Magnum no se hubiera hecho hacía adelante inmediatamente y hubiera expuesto su armadura resistente a un arma nuclear la cual se derritió hasta estar naranja, todos los demás habrían sido quemados hasta cenizas.

Y mientras eran protegidos por el Object de cincuenta metros, Quenser miró hacia arriba y tembló.

Su oponente estaba una cabeza más alta que el Baby Magnum.

—Yamata-no-Orochi, —dijo la Zashiki Warashi en traje de baño de hojas tropicales. —Un rio, acero y serpiente de fuego. Este no es un monstruo único. ¿¡Puede este tipo libremente elegir diferentes monstruos y dioses de las leyendas de los mundos y convocarlos!?

—Está arriba por un paso. ¡¡Todo lo demás fue creado para llegar a este punto!! —gritó Index.

Sin embargo, Týr fulminó con la mirada al monstruo serpiente como si lo estuviera desafiando.

—Pero ustedes tienen al dios de la victoria de su lado. ¡¡Sigan adelante y los apoyaré incluso si tengo que distorsionar el destino y la casualidad para que puedan ganar!!

Ellos podrían ser capaces de lograrlo con su ayuda.

Incluso en una pelea entre dioses, el divino poder de la “victoria” general podría ser de ayuda.

Pero un momento después, el Baby Magnum fue volteado como un juguete.

—…!?

¿Por qué? ¿Cómo? ¿Por qué razón?

—¿¡Waaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhh!?

No había tiempo de preguntar eso porque Kamijou y los demás se esparcieron en todas las direcciones para asegurarse de no ser aplastados.

El Baby Magnum rodó tres veces fácilmente.

De alguna manera logró tener su dispositivo de propulsión de electricidad estática en forma de una Y boca debajo de nuevo en el suelo, pero sus cientos de cañones fueron casi todos aplastados o doblados. Sin necesidad de decir, que esto fue por su propio peso de doscientas mil toneladas que los aplastó.

¿Pero qué había volteado algo tan pesado?

¿Y qué era lo bastante poderoso para hacerlo a pesar de que el poder de Týr estaba haciendo este un campo de victoria segura para el grupo de Kamijou?

—Jejeje☆

Con el enorme muro del Baby Magnum eliminado, el chico convocador era visible una vez más. Y extañado al lado de él estaba el “resultado final” del monstruo que él había construido al mismísimo final.

Era una chica encantadora.

Sus coletas plateadas llegaban a su cintura y vestía un traje plateado modificando la forma de un vestido de bodas. Ella estaba cubierta en color blanco y se apoyó en el chico convocador mientras cruzaba sus brazos y miraba a los demás hacía abajo.

¿Qué había hecho con esos delgados brazos y cómo lo había hecho?

Kamijou no podía encontrar una respuesta, pero la chica hablo con absoluto confianza en su voz.

—¿Un dios? ¿El poder de la victoria? ¿A quién le importa eso? Eso es sólo un tipo de divinidad en una de muchas mitologías. Inexplorado se sienta más allá de la Regulación y Divino, pero yo estoy más allá de la cima de eso. ¿Realmente piensan que podrían detener siquiera uno de mis cabellos de mi cabeza?

Sus ropas ondularon.

La ropa instantáneamente se transformó en lanzas, hachas y espadas enormes, y las liberó en todas direcciones a una terrorífica velocidad.

Destruyeron cualquier y todos los materiales y destrozó el escenario.

Fácilmente se clavaron profundamente en la armadura de doscientos miles de toneladas del Object, y la ropa onduló más y más.

El rugido del viento sonaba como un tren pasando a través del subterráneo.

—¿Qué-…?

Lo que apareció frente a los ojos de Kamijou y los demás ya no era un arma de guerra confiable.

Era mucho más primitivo y mucho más abrumador.

Era un mayal enorme que podía aplastar a través de todo y cualquier obstáculo en su camino.

Se movió verticalmente, horizontalmente y en todos las formas.

Cada uno de los ataques tenía el suficiente peso para verdaderamente formar un cráter y esta chica casualmente lo ondeó como con extremidades de un niño haciendo un berrinche.

Todos fueron derrocados en un instante.

Era como encontrarse con la reina en ajedrez.

—¡¡Fuajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajajaja!!

—¡¡T-tienes que estar bromeando!!

Heivia estaba muy ocupado rodando y tratando de liberarse para levantar y apuntar su rifle. Si se mantenía siquiera un instante, sería aplastado más finamente que carne picada.

Quenser dio un grito.

—¡Esperen! ¡Si ella sigue haciendo eso, la Princesa será aplastada en pedazos dentro!

—¡Oye, Zashiki Warashi! Deja de despreocupadamente pretender ser débil. ¡Los ataques físicos no le afectan a los Youkai, así que agarra esa cosa y detenla!

Jinnai shinobu le gritó cerca, pero la Zashiki Warashi solamente lucía irritada.

—Mi cuerpo podía ser fuerte, pero mis reflejos no son mejores que los de un humano. Sería una cosa si estuviera dirigiéndose directamente hacía mí, pero ya que se está moviendo por todos lados tan rápidamente e impredeciblemente, ¿realmente piensas que hay algo que pueda hacer?

Y esa reina tenía más que ofrecer que el arma de doscientas mil toneladas.

Esto sólo era divertirse en su tiempo libre.

Había más por escuchar y ella inmediatamente cambió una vez que se cansó de observar a Kamijou y a los demás corriendo. Ella cambiaría a sus verdaderos medios de ataque que habían sido pulidos para rápidamente llevar cualquier batalla a su fin.

Satsuki apretó su soga de goma especial en ambas manos.

—¿Entonces qué hacemos? Podríamos atacar al chico convocador.

—No, sería desviado por el círculo protector. Nada atravesará a menos que tengamos la mano derecha de Touma o algo para destruir el campo irracional alrededor del convocador.

—¿Oh?

La reina río con una mirada en sus ojos que rezumaba desprecio.

—Seguramente no están planeando ponerle un dedo encima a mi querido hermano en mi presencia. Saben que eso garantiza al menos diez mil muertes incluso si es sólo una broma del Día de los Inocentes, ¿cierto?

La ropa de la reina una vez más osciló y se transformó en innumerables armas.

Algo se disparó de un círculo de su espalda. Uno podría llamarlo alas o montañas de navajas, pero eso no se asemejaba mucho. Lo que fuera estaba extendiéndose detrás de ella como los halos dibujados en los dioses en pinturas religiosas.

Cada uno de ellos indudablemente tenía el suficiente poder para perforar fácilmente a través del Object.

Kamijou chasqueó su lengua y le gritó al chico y a Níðhöggr quienes también estaban siendo retenidos por el ataque de la reina.

—¡¡Vayan!! ¡¡Lidiaremos con ella, así que sólo piensen en salvar a Hel!!

11

—Hel, —dijo el chico desde el lomo del gran dragón.

Níðhöggr dio un aleteo incluso más poderoso de sus alas y el impacto de la tremenda velocidad se envolvió alrededor del cuerpo del chico y los envió perforando el cielo como si el dragón hubiera pateado el mundo entero. El paisaje completo se volvió más racionalizado, desgarraron la pantalla negra y se acercaron al centro del núcleo del caos donde Hel esperaba.

—¡¡Hel!!

Tela de color blanco puro se deslizó hacía ellos y fácilmente rompió las leyes de la conservación de la masa al crear un océano de tela. Todo se transformó en hachas y espadas gigantes y cayeron una tras otra. Pero eran a penas demasiado lentas para seguirle el ritmo a Níðhöggr. Cuando las armas fallaron, desgarraron el suelo y quebraron la composición del mismo mundo, pero el chico no dio vuelta atrás.

Su mirada estaba totalmente adelante.

Él miró hacía la chica quien estaba gritando de dolor después de abandonar el título de “Reina del Inframundo” y anunciar que salvaría a todos.

(La salvaré.)

Él no dudó y no sintió miedo.

(¡¡Llegaré a Hel y la sacaré de aquí!!)

En ese momento, el chico podría llevar una luz no menos poderosa que la que tenía Kamijou Touma o Quenser Barbotage.

Pero era exactamente por eso que Hel, para él como su enemigo, actuó para eliminarlo completamente.

Recordemos algo.

Hel hizo a un lado el título que se le había dado y era simplemente la chica que había nacido, ¿pero que era la oscuridad girando alrededor de ella?

Algunos lo llamarían un huracán negro.

Algunos lo llamarían un árbol negro.

Ninguno de los dos estaba mal. Era un nuevo árbol del mundo que Hel creó como la “otra” diosa principal. Al extender sus ramas y raíces sin fin, podía libremente convocar incontables ejércitos desde el exterior de la cultura Nórdica que creaba los nueve mundos.

Pero al mismo tiempo, eran todos los pecados de las personas que habían sido enviadas a Niflheim.

Era la marca que Odín colocaba en cualquier que él viera como inútil. Los antecedentes de las personas y acciones eran ignorados, por lo que simplemente eran hechos a un lado en Niflheim y simplemente forzados a una eternidad de tortura sin esperanza de salvación.

Era lo que enviaba a las personas al inframundo.

Era lo que robaba a las personas de toda dignidad.

Hel estaba intentado limpiar todas las almas al tomarlo todo en ella y se estaba desbordando a sus alrededores sin fin.

Y lo peor de todo, un cierto chico se había arrojado a sí mismo en el vórtice para salvarla.

Era un pecado humano, por lo que Youkai, dragones, dioses u otro no humano podría ser capaz de soportarlo.

Pero un humano no tenía ninguna oportunidad en absoluto.

En otras palabras, era la muerte en sí.

Para proteger a Hel de lo que se acerca al centro, se aproximó hacía el chico.

—Ah.

Él no tenía ni siquiera tiempo de gritar.

Níðhöggr había logrado escapar de los ataques de la Reina Blanca mientras se aproximaban a la distancia, pero era incapaz de evadir completamente los ataques de su ama.

Se acabó en un instante.

El cuerpo del chico fue arrojado sin vacilar en esa oscuridad crisol de pecados y catástrofe de muertes.

Ningún milagro ocurrió.

Era obvio lo que pasaría.

12

—……………………………………………………………………………………………………………………………No…puede ser.

Algo pequeño se espetó dentro de Hel.

La oscuridad era una enfermedad comiéndola, y sin embargo, era también una parte de su cuerpo, por lo que actuaba como sus dedos, ojos y oídos.

Es por eso que se dio cuenta de lo que pasó.

Su propia oscuridad había aplastado a ese chico.

Ella había querido salvar a todos y estaba dispuesta a cargar con todos los pecados para lograr eso.

Pero en ese deseo, había enviado ese pecado contra un alma humana y la envió a Niflheim.

No se suponía que terminara de esta manera.

El pecado había formado el árbol negro y se hizo su herramienta, pero ella no sabía que tenía suficiente voluntad por su cuenta para drenar la vida del chico.

Pero esas palabras eran inútiles.

Sólo el resultado permanecía.

—Ah.

Incluso después de todo esto, Hel había retenido algo de la forma de su orgullo.

—Ahh…

Pero ahora incluso eso se había hecho pedazos.

Como la otra diosa principal, ella había odiado a Odín por egoístamente forzar pecados en las personas y echarlas al abismo. Ella había jurado que nunca se volvería como él y que ella produciría algo mejor.

Pero eso desmoronó.

Al final, ella había hecho lo mismo.

—¿¡Aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!?

Por lo que esta vez, el ser una vez conocido como Hel se había quebrado completamente.

En Asgard, Waltraute dejó de evitar que sus hermanas se fueran y en su lugar miró inexpresivamente hacía abajo a la superficie.

Ella estaba tan indefensa que estaba a punto de ser ensartada, pero Brynhildr sostuvo su Lanza Relámpago de la Destrucción.

—Jaja.

Alguien río.

Era la risa de un dios.

Waltraute volteó su cabeza como una máquina y extrañamente silenciosamente observó al dios de pie en uno de los bordes de las siete pistas de Bifröst.

Era Loki.

—¡¡Jajajajajaja!! ¡Esto lo resuelve todo! ¡Esto finalmente lo resuelve todo! Hel se ha quebrado completamente y comenzó a dirigirse al camino de la destrucción. ¡¡Cuando lo vea, Fenrir hará pedazos Gleipnir y devorará a Odín!! Fue todo, todo para esto. ¡¡Fue todo para sobrescribir el escenario profetizado del Ragnarök que cuenta toda nuestra perdición!! ¡¡Y ahora esa meta está completa, chicos!! ¿¡Qué tal si se alegran!?

—¿Qué vas a hacer?

Brynhildr le estaba preguntando a su hermana en lugar de Loki.

—Si vas a matarlo, te ayudaré. Sólo dime qué puedo hacer.

—No me importa. —Loki parecía incapaz de dejar de reír. —De cualquier manera, la calamidad se esparcirá sin fin una vez que Fenrir esté libre. Odín seguramente será asesinado, pero dudo que yo pueda escapar ileso cuando soy el que jaló el gatillo. ¿Realmente piensan que estaría tras el fin del mundo si no estuviera preparado para eso?

Nuevos movimientos aparecieron en la extensión de terreno debajo.

Después de envolver al chico, la oscuridad especialmente espesa se esparció y se limpió.

Simples pecados humanos no eran suficientes para dañar a Níðhöggr, pero nada de fuerza permanecía en el chico sobre su lomo. Sus extremidades colgaban sin fuerzas y su cabeza volaba ligeramente en el viento. Él era ahora un objeto en lugar de un ser vivo. Él sólo era un bulto extraviado de carne.

Pero otro hecho resaltó para los espectadores.

El chico no había sido asesinado por un extraño poder oculto.

—…

Una pequeña navaja estaba clavada en su garganta.

El papel todavía era considerado un objeto de clase alta en esta civilización Nórdica, por lo que el conjunto de pintura para niños contenía una tabla de madera y unos diferentes suministros de arte. El “pincel” lucía más como un cincel. Esto era parcialmente porque sus runas eran hechas de líneas rectas y podía fácilmente clavarse en la madera o huesos.

Eso era lo que estaba clavado en la garganta del chico.

Y no por la mano de algún criminal; el chico lo había hecho él mismo.

—Ahora, esto sí que es algo extraño. —Loki estaba disfrutándolo. —¡¡Jaja!! ¿¡Fue el dolor y miedo tan grandes que se quitó la vida antes de que pudiera tragarlo!? Qué mal, Waltraute. No fue tragado por el pecado, pero esto no es diferente a ello. Odín nunca aceptará a alguien que evitó una batalla a través del suicidio. ¡¡El alma de ese chico será llevada a Niflheim, por lo que perdiste tu oportunidad de recuperarlo como un Einherjar!!

Siegrune y Rossweisse compartieron un pensamiento secreto: Oh, cielos, Waltraute definitivamente va a matar a Loki esta vez. Ella lo partirá en dos, y al decidir que eso no es suficiente, lo partirá en nueve pedazos y los usará para decorar cada uno de los nueve mundos.

Pero estaban equivocadas.

Waltraute ni siquiera miró a Loki mientras se decía a sí mismo.

—No, algo no está bien.

—?

—¿Qué es eso? Espera… ¿¡Es por eso que se quitó la vida!?

13

El Valhalla era el palacio de Odín en Asgard. Y en la habitación del trono, el dios principal con un parche en el ojo se sentó silenciosamente en su trono.

Él no estaba eludiendo sus deberes; el tronó en sí era un objeto mágico con una habilidad especial. Era llamado Hliðskjálf y simplemente sentarse ahí le daba una vista de los nueve mundos.

Y cuando el símbolo de su poder, Gungnir, era añadido, él era esencialmente invencible.

Gungnir era una lanza. Cuando era lanzada, siempre volaría hacía los puntos vitales del objetivo, no podía ser derribado o desviado por una armadura en el camino, y después de que golpeaba, siempre regresaba a su dueño.

Todo lo que podía hacer un enemigo era no tratar de ser su objetivo, pero Hliðskjálf les quitaba incluso esa oportunidad.

Siempre y cuando vivieran en los nueve mundos, no había escapatoria del ataque de Odín.

—Le dejé esto a mi hijo y los demás, pero parece que este es su límite.

Aún sentado, él se acercó a un espacio vacío.

En algún momento, una lanza apareció en su mano y comenzó a ingresar objetivos basado en el escenario visible con Hliðskjálf.

Rango de Efecto/Hel y el árbol negro expandiéndose alrededor de ella.

Radio Máximo/Inespecífico. Exterminar el objetivo toma máxima prioridad.

No había nada que no pudiera destruir esa lanza. Si él cometía un error, podía incluso destruir el mundo, pero él no dudó. Particularmente no le importaba nada que tuviera que arreglar si era destruido. Solamente estaba concentrado en aplastar la fuente de todo este caos.

—¿Por qué no te das cuenta que estás cometiendo la más grande atrocidad?

Una diosa habló en contra del hombre quien se posicionaba en la cima de los dioses.

Era Frigg. Ella se posicionaba en la cima de las obras productivas lo cual la hacía el polo opuesto de ese dios principal de las obras improductivas tales como la guerra, magia y el fraude, pero ella también era la esposa de Odín.

Sin embargo, Odín no prestó atención.

—Creando nuevas cosas es fabuloso, pero cuando esas cosas se multiplican sin fin, conlleva más caos que la destrucción podría conllevar. Es por eso que alguien debe controlarlo. Esto no es diferente de proteger el cuerpo humano del cáncer a través de controlar cuidadosamente la destrucción de las células.

—Eso no cambia el hecho de que tu lanza es un poderoso veneno para los humanos.

—Pero al final, no los salvará. No, sería más preciso decir que reducirá el nivel del daño. …Pero de cualquier manera, este lanzamiento resolverá todo. Será un lavado.

No había nada más que pudiera hacer Frigg.

Ella podía hablar al mismo nivel que él como su esposa, pero ella claramente era una diosa menor que Odín. Odín podría alejar su lanza después de escuchar lo que otros dicen, pero era extremadamente raro para él ser detenido a la fuerza después de que se preparaba para lanzar.

Por lo que sí él se paraba de su trono, Frigg sabía que todo habría acabado.

Sin embargo, algo extraño pasó.

—…?

Odín miró a su palma.

Él había notado una extraña estática corriendo a través de su cuerpo entero.

—¿Q-qué es esto? ¿¡Alguien está interfiriendo con mi mismísima existencia!?

Con un estruendo estático, el dios musculoso con un parche y larga barba se desvaneció.

En su lugar, una pequeña chica con cabello rubio ondulado, un sombrero de bruja y una capa se sentó en Hliðskjálf.

Lo único que quedó sin cambió fue el parche en el ojo y Frigg jadeó cuando vio a esta “diosa”.

—¿¡Eres Othinus!?

—Sí que eres grosera. ¿Una simple diosa realmente se va a referir a mí sin usar alguna clase de título respetuoso?

Esta chica era otra forma de Odín y la distorsión llenó su voz.

Estática frecuentemente recorría a través de todo su ser y el dios musculoso y la diosa bruja cambiaban de vuelta una y otra vez.

La chica forzó su regreso y se sentó en el trono.

Frigg escogió sus palabras cuidadosamente.

—Después de todo esto, ¿qué podrías querer?

—Jaja ¿”Después de todo esto”? No me importa este lugar. Justo como ese barbudo, no puedo soportar verlo más. Por supuesto, lo que estoy haciendo es detenerlo de hacer algo.

Othinus colocó un brazo en el reposo y gentilmente colocó su puño apretado contra su mejilla.

—Sólo estoy haciendo tiempo antes de que ese dios obsesionado con la guerra pueda lanzar su lanza. Tuve que forzar mi entrada aquí, por lo que probablemente no durará más de unos cuantos minutos o inclusive unos segundos, pero incluso un poco puede cambiar las cosas.

—¿Estás diciendo que ellos tienen una forma de pelear que un dios…que el que está en la cima del cielo ha determinado?

—Por supuesto que sí. Ese chico apretando su puño podría tener una mirada estúpida en su rostro, pero él es el que una vez salvó al dios al que le estás hablando ahora.

14

Index levantó su cabeza mientras aún sostenía abajo su capa.

—Esto es malo… ¡¡Esto es malo, Touma!! Parece que Odín ha comenzado a actuar. ¡¡Una vez que intervenga, él lanzará Gungnir y eso destruirá todo lo que intentamos hacer aquí!!

—¿Gung…nir?

Kamijou Touma tragó saliva, pero no porque él no entendía.

Él ya había desafiado a un dios diferente quien realmente había poseído Gungnir.

—Va a caer de los cielos en cualquier momento. Probablemente tendrá de objetivo a Hel, pero dudo que vayamos a estar a salvo. Si somos atrapados en la explosión, no estoy segura que tu mano derecha pueda detenerlo.

—Todavía hay una forma, —dijo Mikoto.

Un momento después, el suelo rápidamente se congeló. Esto era obra de la Yuki Onna quien literalmente podía alcanzar el cero absoluto. El pedazo congelado de tierra de un metro de ancho y se extendía más allá del horizonte. Una caja aerodinámica que parecía un bobsleigh flotó por arriba del riel de hielo.

—Si este lío tiene un diámetro de ochenta kilómetros significa que estamos a cuarenta en el centro, ¿cierto? Con la superconductividad de la baja temperatura y mi corriente de alto voltaje, podemos salir disparados usando la teoría detrás de un tren de motor lineal. No sé dónde va esta lanza o lo que sea a caer, pero debería ser capaz de detenerlo ya que puedes contener mi poder. Así que déjame el resto a mí.

—Eso significa…

Todos se concentraron en un solo punto.

La reina de coletas quien le había dado la vuelta a todo estaba sonriendo calmadamente.

Quenser jugó con un explosivo adicional en su mano.

—¡¡Que tenemos que detenerla, incluso si es por un instante!!

Todos excepto Kamijou y Mikoto corrieron hacia adelante, pero la expresión de la reina permanecía intacta.

—Cuántas veces…

Ella sonrió mientras balas de rifles de asalto llovían sobre ella.

—Debo decirles…

Agarró el cuello de Killer Queen con una mano.

—Que no tienen ni una oportunidad…

Agarró el cuello de la Bunny Girl con la otra mano.

—Antes…

Cada parte de su ropa blanca se retorció e incontables armas tales como espadas, lanzas y hachas salieron disparadas.

—¿De que puedan entenderlo?

Sus ataques parecían explotar en todas direcciones. El color blanco destruyó todos los materiales.

—¡Touma, apresúrate y ve! ¡Si Odín termina esto, no podremos salvar a nadie! ¡¡Así que…!!

—¡¡Maldición!!

Kamijou apretó sus dientes y abordó la caja en forma de bobsleigh, pero el dispositivo flotante se tumbó hacía atrás.

Pero esto no era debido al Imagine Breaker.

La Yuki Onna quien había creado el riel de hielo y la caja bobsleigh había sido encertada en incontables lugares por las armas blancas, por lo que no podía mantener su poder.

No podrían lograrlo a tiempo.

No podrían llegar a tiempo.

—No tiene caso, —gruñó Kamijou.

Incluso más atrás de la reina, él vio una luz naranja cayendo en línea recta desde el cielo. La sonrisa elegante de la reina con coletas no se movió ni un milímetro. Debía tener la confianza de que ella y el convocador podrían sobrevivir incluso si el mundo llegaba a su fin.

Pero eso no aplicaba para todos.

Si esa llegaba a la superficie y llenaba todo en destrucción, no habría salvación para el grupo de Kamijou. Y no había necesidad de decir que le pasaría a Hel quien era directamente el objetivo.

Sin embargo no había nada que pudieran hacer.

El muro de la reina era absoluto. Ellos sabían el peligro, pero no podían alcanzar la lanza.

La mano derecha del chico golpeó a través de espacio vació.

—¡¡Noooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooo!!

15

La táctica para retrasar de Othinus terminó después de un poco.

Ella se desvaneció y Odín regresó.

Él tomó Gungnir y silenciosamente dejó la habitación del trono. Cuando llegó al borde de Asgard, él silenciosamente levantó la lanza.

Él no dudó.

Lanzó esa lanza divina directamente hacía el centro del vórtice negro y a la base del árbol negro.

Cayó a la superficie rodeada de luz naranja.

Este poder divino destruiría lo que fuera necesario para mantener el orden, por lo que nadie debería haber sido capaz de defenderse contra ello.

Hel debería haber sido asesinada, una parte del mundo debía haber sido destruida y todo debería haberse resuelto.

Sin embargo…

—¿Qué?

Con un sonido ensordecedor, una sola palma se interponía en el camino de Gungnir.

 

—No puedo creerlo.

Los ojos de Waltraute se abrieron ampliamente en Bifröst.

El dueño de esa mano derecha no era Kamijou Touma.

El poder que lo había detenido no era el Imagine Breaker.

Incluso Loki miraba con incredulidad a la masiva luz sobre la superficie.

—¿Qué es esto? Ese es… ¡ese es el chico que cometió suicidio antes, ¿no es así?! ¿¡Cómo regresó a la vida!?

—Más importante aún, ¿no es ese el poder de Baldr? —preguntó Brynhildr. —Se dice que el dios de la luz puede desviar cualquier ataque y ni siquiera Odín puede dañarlo, pero pensé que él ya había muerto por una de las trampas de Loki. …No, espera. ¿Él murió? ¿Y fue al inframundo?

—Así es, —dijo Waltraute con una voz temblorosa. —Ese niño no se mató porque no podía soportar el dolor y el sufrimiento. ¡¡Él intencionalmente acabó con su vida para viajar al inframundo y tomar prestado el poder del dios de la luz encarcelado ahí!! ¡¡Y él se aseguró en usar un método que lo enviaría a Niflheim y no a Asgard!!

 

Un poco antes, el chico (técnicamente, sólo su alma) llegó a Niflheim, a ese mundo blanco de nieve y huelo.

Normalmente, el gran perro guardián Garmr manejaría las almas de los muertos como un perro pastor, pero su ama, Hel, se había ido y su papel como reina del inframundo se había perdido.

Para ayudar a Hel, Garmr había guiado el alma del chico al palacio de hielo de Éljúðnir.

Muy, muy, muy adentro había una habitación que parecía una celda de una prisión muy lujosa más que una sala de huéspedes y un joven esperaba ahí.

Él era Baldr.

Su muerte había sido profetizada poco después de su nacimiento, por lo que un contrato se había hecho para asegurarse de que ningún objeto, fenómeno o forma de vida pudiera lastimarlo. La única excepción fue un muérdago el cual había sido considerado demasiado joven para matarlo, pero Loki lo había matado usando una lanza de muérdago y a Höðr, el hermano ciego de Baldr.

Aun así, estaba profetizado que resucitaría como un fénix desde los escombros dejados después del Ragnarök donde él gobernaría sobre el nuevo mundo.

—¿Oh? No ves esto todos los días.

Baldr emitió luz mientras le daba la bienvenida al chico humano.

—Las cosas están muy tranquilas afuera y el pecado llenando a Niflheim se ha desvanecido. …Supongo que a Hel finalmente se le acabó la paciencia.

—¿Eres Lord Baldr?

—Así es. Pero déjame ser claro sobre algo: no esperes mucho de mí. Soy alabado como el dios de la luz, pero no fui capaz de hacer algo antes de que fuera asesinado por la trampa de Loki. Mi hermano Höðr fue considerado el asesino, por lo que fue asesinado por mi muerte. No pude salvar a nadie e incluso conduje a la muerte de mi hermano gemelo, así que no asumas que puedo cumplir con cualquiera de tus expectativas.

—¡Nn!

—¿No te parece? Pero mi voz no llegará a Hel. Si fuera un verdadero dios de la luz, la oscuridad de Niflheim se habría dispersado mucho más pronto, pero ni siquiera pude lograr eso. Hel se ha ido, ¿no es así? ¿Qué otra prueba podrías necesitar?

Este dios había sido incapaz de salvar a alguien.

Él había sido la causa de la muerte de su hermano de sangre.

Podría haber sido el por qué había terminado en el inframundo después de morir. Podría haberse encerrado a sí mismo en las profundidades de la tierra por la vergüenza de lo que él veía como el más grande pecado.

Pero…

—Esa no es una razón.

—¿Para qué?

—¡¡Estoy diciendo que esa no es una razón para rendirse de Hel!! —declaró el chico. —Ella no te estaba escuchando, pero esa no es razón para que le dejes de hablar. ¡Ella no quería ser salvada, pero esa no es una razón para dejar de extenderle una mano! Si te rindes y todos los demás se van, ella se quedará sola. ¡Ella perderá su escapatoria! No puedo dejar que eso pase. ¡Estabas tratando de llamarla porque entiendes eso, ¿cierto?!

—…

Ese dios emitió su propia luz, sin embargo, algo parecía deslumbrarlo.

Pero el chico no se dio cuenta.

—¡Quiero salvarla, quiero ver su sonrisa y quiero jugar con ella! Así que ayúdame. ¡¡No importa si ella quiere o no!! ¡¡Préstame tu poder para desplegar una gran lista de opciones antes de que ella llegué a un callejón sin salida con ninguna forma de regresar!! ¡Entonces podemos dejarla elegir el camino que quiera! ¡¡Necesito tu poder!!

—De acuerdo.

Eso fue todo lo que dijo Baldr.

Él vio a este chico enclenque como un igual, por lo que él extendió su mano derecha para un apretón de manos.

—Salvémosla. Primero, necesitas regresar a la superficie. …Soy el dios de la luz, por lo que te protegeré siempre y cuando algo brille en tu corazón.

16

Una intensa luz surgió de la palma del chico.

Esa era la luz de Baldr, quien supuestamente era imposible asesinar por cualquier medio.

Ni siquiera Gungnir de Odín era una excepción.

El chico empujó su pequeña maño hacía arriba y Gungnir la golpeó. La lanza se dobló como una caña de pescar y el poder liberado de la lanza estalló en una dirección diferente. Había fracasado en golpear a Hel, pero tenía otro objetivo: el árbol negro girando a su alrededor. Esparcía destrucción como si asegurara que al menos podía lograr eso.

Todo sucedió en un instante.

El gran vórtice negro tenía ochenta kilómetros de sección transversal, pero fue hecho pedazos como un globo reventado. Esto también eliminó a los individuos convocados por la oscuridad.

Sin embargo, eso era todo lo que la lanza podía lograr.

Siempre regresaba a quien la había lanzado, por lo que regresó al mundo celestial como un bumerang.

La sombra a los pies del chico creció anti naturalmente.

Eventualmente, la sombra tomó una forma hecha de una brillante luz blanca.

—¡¡Padre realmente es asombroso!! —gritó la sombra blanca antes de que la lanza pudiera ser arrojada una segunda vez. —¡¡Yo, Baldr, lo vi con mis propios ojos!! ¡¡Limpiar a la humanidad de sus pecados y salvar a Hel de su furia es verdaderamente un gran logro de un verdadero dios principal!! Puedo ver ahora que sólo Odín puede estar en la cima de los dioses. ¡¡Y al salvar a Hel, él ha probado que ella no es otra diosa principal y ella debe estar clasificada por debajo de él!!

 

—¡¡Nhhh!!

Odín gruñó mientras tomaba a Gungnir en una mano cuando voló desde un espacio vacío.

Ese comentario lo evitaba de acabar con Hel.

Era una completa coincidencia que hubiera volado en pedazos el pecado sin matar a Hel (o así pensó ya que él no se había dado cuenta de que había sido una trampa), pero si lanzaba su lanza de nuevo, él arruinaría ese inesperado logro.

 

—Ah…

Hel miró hacía la luz.

Tomó la forma de un chico sobre el lomo de un dragón gigante.

Ella había asumido que la ayuda no llegaría.

El chico montando a Níðhöggr lentamente descendió hacía el suelo.

La luz ahora estaba dentro de su alcance.

Ella había asumido que salvarla sacrificaría las almas de tantos humanos.

¿Quién era ella en este momento?

¿Era la reina del inframundo u otra diosa principal y salvadora del mundo?

Lo más probable es que no era ninguna.

Mientras veía inexpresivamente hacía el cielo, ella realmente no era más que una chica.

Ella había asumido que su resolución había sido hecha pedazos por la muerte del chico.

Y sin embargo…

Y sin embargo…

Y sin embargo…

—Ahora está todo bien, Hel. Todo se acabó, así que regresemos con los demás.

No había necesidad de palabras elegantes.

Ningún anuncio estricto de rendición o fin de las hostilidades eran necesarios.

—Claro.

Ella miró hacia el cielo.

Ella vacilantemente se estiró y abrazó el chico quien decencia del dragón negro.

—¡¡Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhh!! ¡¡Ahhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh!!

Hel lloró como una chica normal.

Y eso marcó el fin de una batalla que habría conllevado el fin del mundo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: